Las opiniones de los clientes como factor clave del negocio online

Las opiniones de los clientes son un factor clave que determina el éxito de un negocio online. Pero ¿por qué esto es tan decisivo? Porque la gran mayoría de estos clientes nunca llegarán a conocer a la persona que está detrás de la empresa ni tampoco podrán visitar una oficina física. De ahí la importancia de las recomendaciones.

Si tienes una tienda online hay dos maneras de llegar a tu público objetivo: haciendo campañas por internet, lo que supone un importante desembolso económico, o hacer las cosas bien, muy bien, para que sean los mismos clientes los embajadores de tu marca o quienes te promocionen porque sus opiniones son las que poco a poco irán construyendo esa reputación. Por eso es tan importante que las buenas recomendaciones sean visibles para otros clientes tanto en la web corporativa como a través de las redes sociales.

En este sentido, podemos constatar la importancia y validez de estas opiniones por diversos motivos:

– Te permitirán saber si estás haciendo bien tu trabajo, si tu producto cumple las expectativas o tienes un buen servicio. De hecho, existe un fenómeno llamado en el ámbito de la psicología ‘prueba social’ y que consiste en que una persona acepte como correcto un comportamiento porque lo observa en un grupo amplio de personas.

– Muchas veces son los propios clientes los que a través de sus opiniones contestan a otros posibles clientes que tienen objeciones o dudas al no conocer el producto de primera mano.

– Si consigues una valoración positiva, habrás fidelizado al cliente para tu marca.

– Una buena opinión online también tiene su consecuencia en un ámbito más real ya que la persona en cuestión acabará, casi con toda probabilidad, recomendándote a las personas de su entorno.

Pero ¿cómo puedes conseguir como empresa que alguien deje una buena opinión sobre tu marca?

– A pesar de su obviedad, sino ofreces un producto de calidad y un servicio óptimo no conseguirás valoraciones positivas de tus clientes sino todo lo contrario.

– Si surge algún tipo de dificultad, dale solución cuanto antes mejor. El cliente puede pasar por alto una metedura de pata, siempre y cuando se reaccione de forma rápida y eficiente.

– Si sabes que el cliente está contento con el trato recibido, pídele que deje una recomendación sobre ti en tu web o a través de las redes sociales. Envíale un link directo.

– No te olvides del cliente una vez éste haya realizado su compra, una manera de fidelizarlo es preguntándole al cabo de un par de meses si está contento con el producto que te compró. En este sentido, y para facilitarle las cosas, puedes proporcionarle un formulario con preguntas.

– Ofréceles incentivos a través de promociones (2 x 1, descuentos, envíos gratis, etc.

Eso sí, nunca te asustes por las opiniones negativas, porque irremediablemente las habrá. Utilízalas para mejorar y, sobre todo, siempre contéstalas. De esta manera demostrarás tu profesionalidad y anularás parte negativa del anterior mensaje.

Por todo esto, es importante que pongas en funcionamiento lo expuesto en este artículo y, si tienes alguna duda, recuerda que en Confinem contamos con expertos en el ámbito de la comunicación que están para ayudarte.

¿Hablamos?

Inma Martí y Marta Garrido

Consultoras de Comunicación de Confinem

Deja un comentario

Confinem