¿Por qué registrar una marca?

Marcas y patentesLa importancia de las marcas en una empresa es un tema que ha sido abordado desde diversos puntos de vista, desde jurídicos a psicológicos, pasando obviamente por marketing y comunicación. La protección de las marcas es un factor clave en una economía de libre competencia, veamos a continuación por qué.

 ¿Qué puede ser marca?

Las marcas son cualquier signo distintivo o conjunto de ellos que sirven para distinguir un producto o servicio en el mercado. Las marcas pueden ser:

 – Denominativas: un conjunto de letras, cifras, letras y cifras, palabras, que pueden ser de fantasía o arbitrarias

– Gráficas: dibujos, símbolos gráficos, logotipos, etc.

– Mixtas o figurativas: por combinación de letras, cifras, palabras con dibujos, símbolos, logotipos, etc.

– Tridimensionales: forma de envases, envoltorios, forma del producto, etc.

– Sonidos: aquellos sonidos que puedan ser susceptibles de ser diferenciados y que se puedan representar en un pentagrama.

A parte de la función principal de las marcas, diferenciar un producto o servicio en el mercado, pueden cumplir otras funciones, como marcar el origen y las características de un producto, servir de elemento publicitario, resaltar el prestigio de empresa… Por tanto, la conveniencia de que una empresa registre sus signos distintivos como marca es trascendental.

Ahora bien, no todos los signos son registrables. Hay prohibiciones, unas son absolutas, como registrar exclusivamente palabras genéricas o símbolos del Estado o de las Comunidades autónoma; y otras relativas, entre las que destacan la prohibición de usar marcas anteriores por servicios o productos idénticos, o no siendo idénticos haya gran riesgo de confusión, o si las marcas son renombradas.

Las marcas han de registrarse siguiendo los trámites legalmente establecidos. Los derechos se otorgan por un periodo de 10 años, que pueden ser prorrogados por periodos sucesivos de idéntico plazo.

 Derechos y obligaciones de las marcas.

Las marcas una vez registradas confieren un derecho de uso exclusivo a su titular en el tráfico jurídico. Así que el titular podrá prohibir a terceros que usen la marca en el tráfico jurídico para otros productos idénticos, productos que no sean idénticos o similares si hay riego de confusión, o cualquier producto si la marca es renombrada en España. Así pues, ello implica que los terceros no podrá utilizar la marca registrada o renombrada en sus productos, no podrán importar o exportar productos con ese signo, no podrá utilizar el signo en publicidad o documentos mercantiles, etc.

 El registro de la marca conlleva una obligación primordial. Esta es la obligatoriedad de uso efectivo y real de la marca para los productos o servicios para los que se registró, en un plazo de 5 años desde que registró. Además, la falta de uso de la marca por un periodo continuado de cinco años conllevará la perdida de los derechos por caducidad.

 Consecuencias de la violación del derecho de marca.

El titular de una marca registrada puede ejercer frente a un tercero que haya usado ilegítimamente su marca los siguientes derechos:

 – Que cesen los actos de violación de los derechos.

– Indemnización por daños y perjuicios.

– Aquellas medidas que eviten que prosiga la violación de los derechos.

– Destrucción de los productos o cesión con fines humanitarios.

– Que se le entreguen en propiedad los productos que lleven su marca.

 Transmisión y licencias de la marca.

Las marcas pueden ser propiedad de una o varias personas, y como todos los derechos de propiedad pueden ser objeto de transmisión, darse en garantía, dar licencias, etc. Las marcas pueden transmitirse con el conjunto de la empresa o como derechos independientes. Si se transmite una empresa en su conjunto, se entenderá que se transmiten las marcas salvo pacto en contrario.

 El titular de la marca podrá otorgar licencias sobre la totalidad o parte de los productos para los que esté registrado y para todo o parte del territorio español. Las licencias podrán ser exclusivas o no. El titular de la licencia no podrá cederla o realizar sublicencias.

 Desde la consultoría de empresas Confinem, y con nuestra experiencia en asesoría jurídica, le ofrecemos el mejor asesoramiento para que usted pueda registrar su marca y/o tener salvaguardados los derechos que ésta le otorga.

 ¿Hablamos?

  Óscar Soria

Responsable del área Jurídica de Confinem

Deja un comentario

Confinem