¿Qué son los pagarés de favor?

pagare de favorAnte problemas de liquidez puntuales, y la consiguiente falta de financiación, no es extraño que las pymes se hagan el favor por el que una de ellas emite un pagaré, para que la empresa que tiene la falta de liquidez pueda descontárselo en una entidad bancaria. Estos pagarés a menudo se conocen como “pagarés pelotas”, “papel pelota” o simplemente “pelotas”. Como en la práctica ocurre bastante, explicamos en este artículo que son y cómo funcionan.

¿Qué es un pagaré de favor?

Los pagarés de favor son aquellos en los que no existe una relación subyacente, esto es, se emiten sin que exista una deuda o una obligación de pago. El pagaré es un medio de pago, pero dadas sus características, como el hecho de que se pueda endosar, y por ello las entidades bancarias ofrezca como financiación para las empresas la posibilidad de descontarlos, puede que en ocasiones se emitan sin que exista una relación subyacente, esto es, por ejemplo un contrato de compraventa, que respalde la emisión de dicho pagaré. Es decir, se realiza como favor para que la empresa que lo recibe pueda ir a la entidad bancaria y descontarlo.

Es decir, tenemos una pyme A que emite un pagaré, a esta se llama librador, a una empresa B, que se le llama tomador, y se encuentra en situación de falta de liquidez; entre ambas empresas no existe una relación jurídica por el que deba cantidad alguna, simplemente como favor, para que la empresa B con ese pagaré proceda a descontarlo en una entidad bancaria y así conseguir liquidez. Si llegado el vencimiento de dicho pagaré la empresa B no puede atenderlo, y la empresa A emite otro pagaré con la finalidad de que se descuente y atienda al primer pagaré, entonces estamos ante lo que se llama “pagaré pelota” o “papel pelota”. Cuando estas situaciones se repiten sucesivamente, es cuando pueden surgir problemas graves.

¿Qué obligaciones se derivan de la emisión de pagarés de favor?

La jurisprudencia ha ido definiendo las obligaciones que tiene cada parte ante un pagaré de favor. Así:

a) El librador, la pyme que emite el pagaré, se obliga solo aparentemente ante el tomador, la empresa a cuyo favor se emite, sin perjuicio de que tenga una posición similar al avalista si el pagaré se endosa, si circula cambiariamente.

b) El tomador, la empresa a cuyo favor se emite el pagaré, se comprometa a:

– A no presentar a cobro el pagaré si cuando llega el vencimiento del miso todavía lo tiene en su poder, o proceder a su rescate si no lo tiene en su poder;

– A proveer de fondos al librador, a la empresa que emite el pagaré, para que cuando llegue el vencimiento pueda atender el pago, si el tomador no ha procedido al rescate.

Como vemos, al ser un pagaré de favor, sin una deuda detrás que respalde su emisión, el tomador es el que se obliga a no cobrarlo o a realizar el pago. Pero, ¿qué sucede si el tomador, la pyme a cuyo favor se emite, no realiza el pago?

¿Cómo afecta al librador el impago del pagaré de favor?

Si el pagaré llegado el vencimiento, no es atendido, y recordemos que la obligación es del tomador, quien debe tomar las medidas para que al final no sea pagado por el librador, el librador puede tener que enfrentar diversas responsabilidades. Así ante un procedimiento cambiario hay que distinguir:

– Si quien tiene el pagaré es un tercero puede tener pagar si el pagaré ha sido endosado y éste tiene la condición de tercero cambiario, porque no le son oponibles las excepciones personales, como sería el hecho de que no haya relación subyacente y sea un pagaré de favor.

– En cambio, puede oponer las excepciones personales cuando se trata de una cesión ordinaria del título, aunque en este caso el cesionario puede ejercitar otras acciones ya sean civiles o penales que la ley le ampare.

Como hemos dicho, el objeto de estos pagarés de favor es que el tomador pueda obtener financiación descontado dicho pagaré. ¿Qué condición tiene la entidad bancaria? Pues la jurisprudencia del TS, considera que es una cesión ordinaria, y que el librador puede oponer que se trata de un pagaré de favor. Pero ello no le exime de otras responsabilidades, incluidas las penales, si las hubiera.

Desde la consultoría de empresas Confinem, y con nuestra experiencia en asesoría jurídica, le asesoramos en sus relaciones cambiarias o le planeamos las mejor defensa ante situaciones que puedan ser conflictivas por las emisiones de pagarés de favor.

¿Hablamos?

Óscar Soria

Responsable del área Jurídica de Confinem

Deja un comentario

Confinem